Vacuna tu negocio contra el coronavirus con las mejores soluciones para combatir la crisis

Superar la crisis vacunado contra el covid-19. De eso se trata. De reinventarse cuando es necesario, de buscar soluciones, no rendirse, crecer. De encontrar el camino hacia el desarrollo en una coyuntura económica marcada por el énfasis crítico del coronavirus. De salir adelante del mejor modo, rápidamente, de conquistar el futuro. Avanzar es más fácil cuando sabes cómo. La firma ARAY Asociados dispone de las herramientas y tiene la experiencia necesaria para aplicarlas siguiendo un método efectivo. Salvar la economía alicantina parece un objetivo ambicioso, y lo es; pero también factible porque, como reza uno de los lemas de este gabinete jurídico con presencia en diez países: «No existe el mal tiempo, solo ropa inapropiada».

Verónica Salvador, socia fundadora del bufete, y Nadia Molina, una de las abogadas del equipo, se encargan de explicar de un modo práctico el recorrido que debe completar cualquiera que desee sortear los efectos nocivos de la pandemia en su negocio. Su metodología, expuesta en el foro organizado por INFORMACIÓN, queda clara en el seminario digital moderado por el director del Club Información, Toni Cabot, y al que se puede tener acceso de forma gratuita en este portal.

ARAY Asociados ofrece al tejido empresarial de la provincia un plan de actuación para proteger a aquellas empresas que se hayan visto afectadas en mayor o menor medida por la onda expansiva de la crisis sanitaria, aportándoles los mecanismos para hacerlas más efectivas y capaces de superar los imprevistos con la máxima garantía legal. «El objetivo principal de nuestro proyecto es aplicar aquellas estrategias y aquellos planes de contingencia tendentes a mejorar el rendimiento de una empresa para hacerla crecer. Queremos transmitir que esta crisis puede servir para cerrar una etapa, e inaugurar una mejor. Reinventarse es la clave del éxito», subraya Verónica Salvador.

Fase 1: ESTUDIO

Aquí se debe responder ?—desde un punto de vista corporativo, jurídico, financiero, fiscal, contable y laboral— a tres cuestiones: dónde está mi empresa, quién es y a dónde va. Esto, según la socia fundadora de ARAY, «implica reflexionar sobre la gestión contractual completa de la sociedad y analizar los últimos tres años en la escala de impuestos y resultados». Lo siguiente es realizar una previsión financiera y un balance contable que incluya el escenario laboral del próximo año (puestos de trabajo), con control de costes. «Es fundamental para abrir un periodo de negociación efectivo tener muy muy claro cuántos ingresos y cuántos gastos tiene mi negocio», recuerda Verónica Salvador. «Da igual si eres autónomo, una pyme o una gran compañía, la estructura de nuestro plan no varía».

Fase 2: PLAN DE EJECUCIÓN

Este apartado prevé las acciones a emprender a nivel general. Actúa sobre dos realidades: acción-reacción y acción-retorno. Esto incluye un análisis del trabajo de marketing y las ventas, del grado de fidelización con los clientes, los recursos humanos, las acciones judiciales y la gestión. «Un mero listado de acciones de cliente a cliente, por ejemplo, es suficiente para lograr un retorno viable», expone la responsable del área Corporate en proyectos nacionales e internacionales de ARAY. «La relación de beneficios siempre tiene ser cuantificable, es la base sobre la que empezar a trabajar».

Fase 3: RETORNO DE LAS ELECCIONES REALIZADAS

«Si no hay retorno de acción, no hay nada», recalcan las dos abogadas de ARAY. «Y se debe reaccionar rápidamente cuando no lo haya para volver a la segunda fase y poder cumplir con el plan de ejecución», recomiendan. Si normalmente se debe medir mensualmente la acción llevada a cabo en cada departamento, ahora lo más inteligente es hacerlo semanalmente o, incluso, en algunas casos, diariamente. La razón es sencilla: es posible que, en la actual coyuntura, lo que decido hoy mañana puede no valer por una nueva publicación en el BOE, advierten Molina y Salvador.

Fase 4: RECUPERACIÓN DE POSICIONES Y CONTROL DE BENEFICIOS

Se trata de evitar recurrir a la liquidación y de usar para ello todas las herramientas jurídicas a disposición de las compañías y los autónomos. A corto plazo, menos de un año, «debemos recuperar la posición» que se tenía anteriormente. «Una vez conseguido, hay que aplicar una nueva estructura de beneficios para reajustar las previsiones fallidas que nos llevaron a esta situación. De esta forma, la crisis nos habrá reforzado para el futuro; de lo contrario, nuestro gráfico será continuamente el mismo en el tiempo: subidas y caídas», adelantan las integrantes de ARAY Asociados.

De los ocho objetivos que se marca el plan estratégico elaborado por el gabinete jurídico fundado por Verónica Salvador, el séptimo, a su juicio, es el más importante: «Hay que asumir que las cosas han cambiado y aceptar el cambio», recomienda la abogada especializada en Derecho Societario y Negociación Empresarial.

¿Cómo reducir gastos?

Nadia Molina tiene clara la respuesta. Reducción en gasto de personal (negociar reducción de jornadas, adhesión a las ayudas gubernamentales por ERTE para conservar los empleo en la medida de lo posible), pactar el gasto por arrendamiento del local (si se tiene), solicitar préstamos ICO para emplearlo en las contingencias ocasionadas por el covid-19, venta de activos, préstamos de socios y, llegado el caso, instar al concurso de acreedores, que no se debe ver como algo negativo, si no justo al revés si su negociación se deja en manos de especialistas», matiza Salvador. «La fase de negociación siempre es la clave, si no se negocia bien todo es inviable», vuelve a recalcar.

¿Cómo ganar liquidez?

«Actualmente conviven un gran número de ayudas, préstamos y subvenciones y para muchos empresarios pasan desapercibidas. Estar al tanto de todas a las que podemos tener derecho es fundamental. Un buen asesoramiento te las facilita y, además, son de pago rápido y suponen un flujo de efectivo muy interesante en la crisis actual», defienden las abogadas de ARAY.

Endeudamiento, ¿hasta qué punto?

«Es clave ser consciente de que si decido endeudarme tengo que poder asumir esa deuda y no añadir más carga financiera, de ahí la importancia capital de los estudios contables que nosotros proponemos», avisa la socia fundadora de ARAY Asociados.

¿Cierre o cesión de negocio?

«Cesión, siempre. Y con lo obtenido, invertir pensando en el futuro inmediato. Ceder para aprovechar nuevas oportunidades de negocio que se presentan con la nueva coyuntura socioeconómica. Cedes para poder obtener rentabilidad en nuevos proyectos empresariales», esgrime Verónica Salvador. «Si algo no funciona no hay que aferrarse a ello por sentimentalismo, hay que avanzar, reinventarse. No es un paso atrás, es un paso hacia adelante. Ganas liquidez, amortizas deuda y vuelves a obtener beneficios a medio plazo. Ahora mismo, la cesión es una vía muy recomendable», argumenta Nadia Molina.

¿Invertir ahora?

«Siempre, pero sabiendo muy bien dónde, conociendo el mercado en el que vas a entrar y previendo una puerta de salida. Si no tienes forma adecuada de salir, no tienes nada. Hay que invertir para reactivar la economía y obtener beneficios», propone la socia creadora del gabinete jurídico ARAY Asociados, que permanece activo en tres continentes y presente en diez países.

 

 

diarioinformacion.com «Vacuna tu negocio contra el coronavirus con las mejores soluciones para combatir la crisis» (23/07/2020)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.